Spa básico para pies


Nuestros pies, nos ayudan a mantener tu postura durante todo el día, al final de la jornada se sienten cansados, adoloridos o hinchados. Dales la atención que realmente merecen con un spa para pies. Una vez que conozca el procedimiento básico, puede experimentar con baños especiales y exfoliantes para adaptarse a las necesidades de sus pies.

A continuación te presentamos unas recetas muy fáciles de hacer en casa para que logres limpiar, exfoliar y relajar tus pies a profundidad.

¿Qué vas a necesitar?

Un recipiente donde puedas sumergir tus pies y tenga capacidad de 7 litros de agua como mínimo.

Calcetines y film plástico

Toalla

Exfoliante casero: sal de Epson o de mar y azúcar

Aceites esenciales al gusto

Hierbas olorosas: lavanda, menta, yerbabuena, pétalos de rosa o la que tengas a la mano.

Manteca de karité, mango o cualquiera que sea de origen vegetal

Aceite de semilla de uva, almendras, germen de trigo o coco

Empecemos…

Paso 1

Llena el recipiente con agua tibia, aproximadamente 4 a 5 litros. Este deberá ser lo suficientemente grande como para caber ambos pies. También puedes usar una de esas bañeras hechas específicamente para spas para pies si la tienes en casa.

Paso 2

Agrega al recipiente 12 gotas de aceite esencial para aromaterapia. La hierbabuena, la lavanda, jazmín, limón, naranja o bergamota son excelentes opciones. Además si tienes en casa, agrega ¼ de taza de menta, yerbabuena, flores de lavanda o de pétalos de rosa.

Para suavizar los pies, usa 3 cucharadas de aceite de germen de trigo o coco.

Puedes también agregar ¼ de taza de vinagre de sidra de manzana para combatir hongos en la piel o en las uñas.

Paso 3

Deja reposar tus pies de 10 a 15 minutos.

Paso 4

Exfolia tus pies con esta sencilla receta después de remojarlos.

Necesitarás 1 taza de azúcar, 1 taza de aceite de semilla de uva, 2-4 gotas de aceite esencial de lavanda o el de tu elección. Una vez combinados todos los ingredientes, enfoca la exfoliación en tus talones, donde la piel es más callosa. Y para los tacones callosos, usa una piedra pómez. Realiza este paso de 3 a 5 minutos para cada pie. Agrega agua cada que sea necesario para que el exfoliante continúe su labor.

Paso 5

Enjuaga y seca tus pies dando un ligero masaje. Después limpia debajo de las uñas con un cepillo de manicura y luego corta las uñas en caso de ser necesario, asegúrate de haber quitado antes el esmalte.

Si necesita retraer sus cutículas, hazlo con un empujador de cutículas o un palito de naranja antes de aplicar nuevamente esmalte de uñas.

Se recomienda que espere al menos 60-90 minutos antes de humectar.

Paso 6

Ahora es momento de humectar con esta deliciosa receta casera. Esta crema extra humectante para los pies los hidratará y dejará suaves. Al final te ponemos como utilizarla como mascarilla de noche.

Ingredientes:

1/8 taza de aceite de coco

¼ taza de manteca de karité

1/8 taza de manteca de mango

1 cucharadita de aceite de almendras

2 gotas de aceite esencial de lavanda

2 gotas de aceite esencial de menta

Pon las mantecas en un recipiente seco y muy limpio y empieza a suavizarlas con un tenedor o espátula (4-5 minutos) hasta crear una textura cremosa, agrega los aceites y continúa incorporándolos.

Una vez incorporados, tapa el recipiente con papel aluminio o plástico y mételo al refrigerador por 15-20 minutos hasta que adquiera una consistencia sólida (no dura).

Con la batidora, empieza a batir por 2 minutos a velocidad baja y luego a máxima velocidad por otros 5 minutos. Y ¡Listo! Ya tenemos una maravillosa crema extra humectante para pies.

Toma 1 cucharada de la crema humectante y empieza a frotarla en tus pies de 30 seg a 1 minuto. No se enjuaga.

Uso sugerido como mascarilla nocturna:

Necesitarás una bolsa de platico para cada pie y un par de calcetines. Pon la crema humectante en los pies limpios y secos y envuélvelos en la bolsa de plástico y posteriormente ponte unos calcetines para que todos los beneficios de la mantequillas y aceites penetren y suavicen tus pies. No se enjuaga.

Sustitución de ingredientes:

La mantequilla puedes sustituirla por manteca de cacao o bien cualquier manteca vegetal (incluso la que venden en el supermercado).

Los aceites también se pueden sustituir por aceite de semilla de cáñamo (hemp), germen de trigo, semilla de uva, almendra o coco.

Selle la crema hidratante poniéndose un par de calcetines de algodón y si puedes envolver tus pies antes en film plástico, mucho mejor. Lo mejor sería dejar estos calcetines durante la noche.

Sáltese los calcetines si se va a hacer una pedicura.

Espero que hayas disfrutado este maravilloso spa en pies.


Contáctanos 

8116082848
 

  • w-facebook
  • Twitter Tutare Belleza Natural
  • White Instagram Icon

© 2019 Tutare